Preguntas existenciales (I)

Estoy preparando algunas clases de antropología. Como siempre, en filosofía, se trata de hacer pensar. Pero para hacer pensar, primero -claro-, uno tiene que haber pensado (por lo menos) el doble. Pensé que para encontrar buenas respuestas había que hacerse buenas preguntas. Y me acordé de Siniestro total, del grupo de música sí, y de su canción ¿Quiénes somos? ¿De dónde venimos? ¿Adónde vamos?:

¿Cuándo fue el Gran Estallido?
¿Dónde estamos antes de nacer?
¿Dónde está el eslabón perdido?
¿Dónde vamos después de morir?
¿Qué son los agujeros negros?
¿Se expande el universo?
¿Es cóncavo o convexo?

¿Quiénes somos? ¿De dónde venimos? ¿Adónde vamos?
¿Estamos solos en la galaxia o acompañados?
¿Y si existe un más allá?
¿Y si hay reencarnación?

¿Qué es el ser?
¿Qué es la esencia?
¿Qué es la nada?
¿Qué es la eternidad?
¿Somos alma?
¿Somos materia?
¿Somos sólo fruto del azar?
¿Es fiable el carbono 14?
¿Es nuestro antepasado el hombre de Orce?

¿Quiénes somos?, ¿de dónde venimos?, ¿a dónde vamos?. Paul Gauguin
Y empecé a hacerme algunas preguntas con las que terminé riéndome de mí misma. Si consigo que se rían la mitad me habré ganado el sueldo. Lo malo es que ya estaba casi todo inventado:

¿Y si no hubieramos comido de aquel árbol?
¿Y si esto fuera el Páis de las Maravillas?
¿Es posible que seamos cerebros en una cubeta?
¿Y si todo es un programa informático no podían haber permitido reiniciar?
¿Si mientras duermes sueñas que sueñas, descansas el doble?
¿Se podrán mantener conversaciones en el cielo de todo lo que callamos en la tierra?
¿Realmente me puedo morir de risa?

7 comentarios:

Ununcuadio Uuq dijo...

Indignarse no es lo mismo que enfadarse: no me enfado, y si lo hago, se me pasa rápido. ;)
Me ha gustado mucho esta entrada. Algunas de las cuestiones ya las ha resuelto la ciencia, y otras las resolverá, y otras no son de ciencia. Pero entre mis amigos científico-bloggeros está muy extendida la opinión de que el método científico (falsable) es el único de obtener conocimiento fiable, y reducen todo a campo de neurociencias, física, etc. Y yo siempre me pregunto: ¿los humanistas dónde estáis?
Se muestran incluso partidarios de abolir la diferencia en educación de Ciencias y Letras (hasta ahí yo también) para que sepáis de ciencia!!! Pero yo pienso que tiene que ser algo recíproco, por eso me pregunto desesperadamente: ¿dónde estáis???

Raquel dijo...

Buena pregunta... ¿dónde estamos?

Creo que, por un lado, no sólo los científicos están imbuidos de espíritu materialista y empirista sino cada vez más gente (y más humanistas). Parece un virus que se extiende con rapidez y que sólo se percibe por sus consecuentes manifestaciones.

Por otro lado, pero en esta misma línea, los que todavía no han caído en el virus y se siguen empeñando en investigar a la vieja usanza (digámoslo así o como se quiera) sin pruebas empiricamente contrastadas y verificadas hasta la última coma son fácilmente relegables al ámbito de la mera opinión, de la "literatura" o de los cuentos filosóficos.

¿Dónde están? Me da la sensación que cánsandose en la batalla para mantener su terreno frente al monstruo científico, recobrando prestigio y haciendo ver que las cosas más "importantes" de la "vida" que están más allá de lo microscópico e, incluso, cuántico.

Tampoco sabría determinar si ésta, realmente, es una situación nueva o siempre han estado allí... En cualquier caso, que al menos mantengan ese islote.

Pd. Los humanistas-científicos, como tú, son los que más pueden hacer en toda esa batalla.

Ununcuadio Uuq dijo...

Sí, pero me gustaría oír vuestra voz: por ejemplo, ¿cómo puedo explicar que la ciencia moderna no refuta los argumentos de Santo Tomás?, ¿qué la nada científica es distinta ontológicamente de la nada filosófica y teológica? Me faltan argumentos aunque ahí estoy (dándome tortas).
Dice Leti Olábarri que hay que demostrar que uno es bueno en lo corriente para que en cuestiones más cruciales tenga peso. Estoy de acuerdo, pero no puedo inyectarme una dosis de madurez.
Por otro lado, cada vez se da más el fenómeno científico-humanista: al menos en la blogosfera los científicos usan la literatura, la imaginación, el cine y el arte para divulgar ciencia.
Por parte de los humanistas no veo un interés científico... Es verdad que es difícil, que la ciencia avanza a velocidad de vértigo..., pero se os echa de menos: gente de "Letras" que sepa de ciencia y por qué el materialismo no lo es todo.

Raquel dijo...

Hummm, Ununcuadio yo tampoco puedo inyectarme una dosis ni de madurez ni de sabiduría. Me encantaría poder responder a todas tus preguntas, pero...

Pienso, de todas formas, que es más fácil a un científico tomar ejemplos del cine y la literatura que al contrario. Ahora bien, ahí hay que tener cuidado porque aunque sea más fácil se corre el peligro de creer que realmente se sabe de esas cosas, cuando se están diciendo verdaderas tonterías. (Se me viene a la cabeza el caso de Punset, en general cuando habla de neurociencia le respeto, pero cuando empieza a dar explicaciones acerca de todo es para reírse).

Sé que has leído a Artigas, así que te recomiendo que leas a Juan Arana. Es filósofo, experto en filosofía de la naturaleza y una de las personas que más he conocido que sepa de ciencia (no que haga ciencia, si no que realmente haya pensado qué es ésta). Te dejo el link de su web:
http://www.juan-arana.net/

Ununcuadio Uuq dijo...

Gracias, Raquel. Sobre todo te agradezco que me tomes tan en serio. Ahora mismo le echo un ojo a la web de Juan Arana.

De todas formas, permíteme enfadarme un poquito contigo... Es como cuando Amaya le dijo a Leti Olábarri que solo conocía a dos biólogos, Marie Curie (que es física y doble Premio Nobel de Química) y Ana Obregón. Por si acaso, he consultado la Wikipedia, pero ya tenía claro que Punset no es científico. Ha estudiado Derecho y Economía, y sí, se dedica a la divulgación científica, pero no me sirve..., por lo que señalas y por lo que aporto, jeje.

Es verdad que es más fácil acudir a ejemplos "humanistas" que "científicos", pero estoy hablando de verdaderas máquinas que escriben mejor que los periodistas actuales, que te mandan cuidar la gramática y la ortografía en los comentarios, etc., etc. Vamos que te doy la razón en que es más fácil, pero es que además hacen lo difícil, y por eso, me preocupa su reduccionismo materialista, porque aunque sea un futurible... ¿y si demuestran que os pueden?

No me hagas mucho caso..., jeje, se me va la olla

Raquel dijo...

Bueno, me hace gracia esta respuesta porque si no aceptas a Punset como científico por lo que ha estudiado (que no tengo yo más interés en seguir peleándome por él), entonces pasaría a formar parte de esos "humanistas" interesados en ciencia.

Por otra parte, tú reclamas más unión entre ciencia y humanidades, pero luego contrapones continuamente a unos y otros. Lo diré con expresión castiza: "En todos sitios cuecen habas". Materialistas hay tanto en un ámbito como en otro.

Estoy de acuerdo en que hay muchos científicos que hoy por hoy están haciéndose e intentado responder a preguntas filosóficas. Pero, ¿qué significa "si os pueden"? ¿Quieres decir si demuestran que todo es materia y ya esta? O ¿si realmente consigue denostar tanto a los "filósofos" que se comienzan a cerrar las facultades de Filosofía?

Si es lo primero, creo firmemente que la realidad (que entiendo no es sólo física, ni material) siempre es más poderosa que el empeño reduccionista humano (aunque no po ello haya que dejar de preocuparse). Si es lo segundo, no se acabará la filosofía -esta no puede acabar mientras las personas se sigan haciendo preguntas- y, por tanto, lo que ocurrirá es que los científicos serán los que hagan filosofía. Bueno, antes eran los filósofos los que hacían ciencia y tampoco restaba nada al trabajo científico (creo).

En cualquier caso, amiga mía, (y sé que te enfadará también esto) cada vez estoy más convencida de que es muy importante aprender a tener paciencia para encarar los problemas de la forma adecuada.

Un abrazo!

Ununcuadio Uuq dijo...

Querida Raquel,

No me enfada, me has hecho reír, y tienes toda la razón en lo de la paciencia. Otra cosa es que yo voy a seguir siendo impaciente (por lo menos mientras me queden fuerzas para ello).

¿Qué es lo que más me preocupa del reduccionismo y del materialismo? Pues literalmente que os estáis quedando atrás... Que la ciencia (y la sociedad con ella) avanza a velocidad vertiginosa y si no conocéis, te remito a las pregunta sde Antropología, ¿cómo argumentaréis, cómo sabréis, cómo querréis?

Tienes razón. Yo antes defendía que había que abolir la diferencia entre Ciencias y Letras, y aún lo pienso así. Pero me he dado cuenta de que una concepción estrictamente unificadora no es positiva para la humanidad (es decir, que he entendido lo que intentabáis explicarme en Kalon).

Pienso que los primeros filósofos hicieron muy bien la tarea de científicos..., no sé si los científicos modernos estaríamos a su altura. Y, sobre todo, temo por el arte. Porque junto a Platón había un Homero y una Safo de Lesbos, etc., etc. Y si nos empeñamos en auto-convencernos de que somos pura materia, pura conexión neuronal, y puro azar sin sentido y destinado a nada... Qué locura...

Paperblog : Los mejores artículos de los blogs