Con un libro entre las manos

Más de una vez he dicho que escribiría algo acerca de lo que estaba leyendo y con lo que tanto he disfrutado. Supongo que ahora toca cumplir las promesas lanzadas al aire.

Ya hablé de Tía Tula de Unamuno y de Roque six de López Rubio que me encantaron, pero se merecen una mención especial Nada de Carmen Laforet y El Jarama de Sánchez Ferlosio. Dos novelas que lo dicen todo entre silencios, entre frases cortadas en conversaciones banales, entre el espacio de las palabras. Últimas tardes con Teresa de Marsé o de El sur de Adelaida han pasado sin pena ni gloria. En cambio se hace un hueco entre los grandes Julián Marías. Debo reconocer, además, que hasta ahora no había leído ningún cuento, pero Medardo Fraile me ha hecho caer de mi pequeña burra para encandilarme con sus sorprendentes parodias de la vida (recomiendo vivamente "Un juego de niñas").
Del lado del ensayo resaltar El hombre y la gente de Ortega y Derecho y sentido común, siete lecciones sobre el derecho natural como límite al derecho positivo de Álvaro d'Ors. Sigo sin entender cómo me ha podido gustar tanto éste último, quizá sea por la claridad en la argumentación, por lo directo del pensamiento, pero así es. Saliendo un poco del ámbito español, he leído a Weber y a Carl Schmitt, más interesante pensar acerca de lo que dicen que leerlos directamente. Por otro lado, no puedo dejar de mencionar a Brentano y El origen del conocimiento moral y Hildebrand, Las formas espirituales de la afectividad, en los que se dan los primeros pasos de la fenomenología. Pasos que dejaron de recorrerse y que ahora, abiertos nuevos caminos, podrían volver a andar.

Por último, el último
libro que me he leído por puro placer es Alicia en el país de la maravillas... sí me he dejado arrastras por el efecto Burton y el apasionante mundo de Carroll, con las ilustraciones originales... ¡Qué manera de soñar! Próximamente: Alicia a través del espejo, ¿habrá que seguir al conejo blanco, no?

4 comentarios:

Philip Muller dijo...

"Nada" de Laforet es uno de mis favoritos! Me encanta. Es sobrio, elegante. Me encanta, me encanta, me encanta.

Ahora estoy con "La colmena" de Cela. Genial.

Raquel dijo...

A mí también me encantó. Taciturnamente sencillo.

La colmena está en mi libro de pendientes... yo voy a empezar la "Elegancia del erizo". La película inmejorable, ya contaré.

Pablo Hernández Blanco dijo...

Espera, espera... ¿no te gustó 'El sur'?.

No he visto la película de Erice, pero me pareció bastante increíble el relato.

Raquel dijo...

Pablo, no es que no me gustara "El Sur". Me gustó, pero entre el resto de lecturas quedó un poco diluido. Cada libro tiene su momento y el "El Sur" es para saborarlo despacio.

La película, no te preocupes si no la has visto. No tiene nada que ver con el libro. Intenta crear el ambiente misterioso y de tensión, pero no pasa de buenos juegos de cámara y luces.

Paperblog : Los mejores artículos de los blogs