Tributo al filósofo desconocido

"Porque yo nací en el Mediterráneo" así instauró Joan Manuel Serrat la forma más correcta de mencionar mi lugar de origen. Allí he pasado unos días disfrutando de su luz intensa y su agua salada. Pero no todo en la costa es chiringuito, hay mucho por ver.

Y entre todo lo que se puede escoger no se puede dejar escapar la oportunidad de contemplar al Discóbolo de Mirón que se encuentra actualmente y hasta octubre en el MARQ (museo arqueológico de Alicante: marqalicante.com). La muestra resulta de una exposición itinerante ideada por el British Museum titulada "La belleza del cuerpo".


De las 125 piezas que se pueden ver en la exposición, dos me llamaron especialmente la atención. La primera, el Discóbolo por ser el mejor representante de la belleza, mezcla de armonía y geometría, y la segunda, el denominado "filósofo desconocido". A mí esto me sonó a una especie de homenaje a todos los pensamientos sin autor, como si de soldados caídos en guerras inhóspitas se tratara.

Un paseo por el mundo antiguo que tanto se parece al nuestro, pero que tanto hemos olvidado.

3 comentarios:

The Jolly Joker dijo...

Cuántos filósofos desconocidos están representados ahí... Padres de esos pensamientos sin autor, porque no tienen nombre...

A veces recodar nuestro pasado nos ayuda a comprender nuestro presente.

Philip Muller dijo...

Ayer fui al Padro: un horror lleno de turistas. Pero encontré dos cuadros de los que no me acordaba: uno de Veláquez que se llama "el filósofo" y otro de no se quién que también se llama así.

En los dos había un viejo con barba, solo, y mirando al "espectador". Uno con cara burlona y el otro con expresión... angustiada. En fin: hablaban por sí solos.

Raquel dijo...

"Somos enananos a hombros de gigantes", Jolly.

Todos llevamos un filósofo dentro que no se sabe por qué razón algunos consiguen sacarlo a flote y unos pocos lo convierten en obra de arte... y dejan sin palabras.

Paperblog : Los mejores artículos de los blogs